El tratamiento del vitíligo tiene una relación estrecha con el estrés oxidativo, que agrava el daño de los melanocitos, haciendo que dejen de producir melanina. Los antioxidantes constituyen unos grandes aliados para combatir el estrés oxidativo de los melanocitos,  favoreciendo la recuperación celular. Y de forma más específica la Superoxido Dismutasa SOD.

La SOD es una enzima que se encuentra en nuestro organismo y constituye el más potente de los antioxidantes naturales.  Actúa reparando las células y reduciendo el daño de los superoxidos, los radicales libres más comunes en nuestro organismo.

Por ello, la SOD es una herramienta vital en el tratamiento del vitíligo y es el ingrediente esencial de nuestro regulador de la pigmentación Meladul  que ayuda a que el estrés oxidativo de estas células se reduzca, mejorando su aspecto y favoreciendo la repigmentación en el tratamiento del vitíligo y otras afecciones de la piel.

Resulta interesante también su aplicación en algunos campos específicos de la dermatología, como la reparación de zonas afectadas por quemaduras provocadas por la fotodepilación o por lesiones que han derivado en la hipopigmentación de zonas específicas de la piel.

Uno de los riesgos de la depilación láser es la quemadura y también los cambios de color de la piel, pudiendo  aparecer manchas oscuras o claras (hiper o hipopigmentación). En estos casos, el tratamiento con un regulador de la pigmentación como Meladul y su combinación con fototerapia para el tratamiento del vitíligo ofrece grandes resultados en la repigmentación de las zonas afectadas. Consulta a tu dermatólogo si es tu caso.

 

Pago seguro
Moneda
EUR Euro
USD Dólares Americanos (USD)
0